A+ A A-

  • Categoría: Cuba
  • Visto: 150

El envejecimiento poblacional en Cuba

La población cubana envejece y esa tendencia proyecta acrecentarse en los próximos años, teniendo en cuenta que el grupo etario de personas con 60 años o más, se incrementa en comparación con el de los niños y adolescentes.

De acuerdo con el criterio especializado de los demógrafos, existen determinadas tendencias de las cuales no está exonerada la población cubana, entre las cuales influyen múltiples razones que favorecen el envejecimiento poblacional, como son los bajos índices de mortalidad y fecundidad, así como los avances logrados en Educación y Salud.

Este es un asunto que debe ser tomado muy en serio y de hecho así es, al encontrarse  recogido en los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución.

El Lineamiento número 119, por ejemplo,  sitúa en un plano prioritario la implementación gradual de la política dirigida a  prestar atención a los elevados niveles de envejecimiento de la población, y estimular la fecundidad con el fin de acercarse al remplazo poblacional en una perspectiva mediata.

El  número 127 está dirigido al fortalecimiento de las acciones de salud, con la participación intersectorial y comunitaria, y el mejoramiento del estilo de vida, que contribuya a incrementar los niveles de salud de la población.

De lo anterior se deduce que el envejecimiento poblacional reclama no solo una atención diferenciada, sino un enfoque desde todos y cada uno de los factores que inciden en ese indicador que resulta de extraordinaria importancia social.

Numerosos son los desafíos que plantea el tema del envejecimiento poblacional. Quizá el más trascendente sea la atención esmerada a la ancianidad por parte de la sociedad en su conjunto, lo cual deberá favorecer una ancianidad sana y feliz, que viva plenamente como cualquier otro grupo poblacional.

Me sumo plenamente a este razonamiento que encontré casualmente en las redes sociales, y que guarda estrecha relación con el tema del envejecimiento poblacional: “Un hombre no envejece cuando se le arruga la piel, sino cuando se le arrugan los sueños y las esperanzas”.


¡Ah que culpa tan grande es la de no amar, y mimar, a nuestros ancianos! 

José Martí                                                                                                  

Escribir un comentario