Comentando

  • Escrito por Beatriz Galbán Álvarez
  • Categoría: Comentando
  • Visto: 453

Consulta por una nueva ley de leyes

Con la tradición de ser protagonistas de la historia nacional, los cubanos hacen suyo el privilegio enorme de aportar criterios a la futura Constitución de la República.

El 13 de agosto marca el punto de partida  de un proceso que concluirá el 15 de noviembre  de 2018  en todas las provincias  de la isla como otro ejercicio de democracia interiorizado por todas las generaciones que habitan el archipiélago. Manifiesto la certeza  de que nunca como hoy he sentido la transparencia al opinar o sugeriir en los diferentes artículos de la ley de leyes.

La mayoría de los cubanos porque razonan y comprenden el presente y el porvenir de Cuba,otros porque esperan un referendo y más aún porque vivimos una etapa necesitada de lograr una Carta Magna atemporada a los nuevos tiempos y que garantice la independencia,libertad, soberanía y un socialismo que destierre la pobreza y sea de mayor bienestar en la existencia de las venideras generaciones.

Asistimos a un examen participativo. No en vano desde sus primeras intervenciones públicas tras asumir la dirección del Partido y el Estado y plantear las bases para la enorme transformación en marcha, el Primer Secretario del Partido, General de Ejército Raúl Castro, se propusiera dignificar la discrepancia como fórmula de mejoramiento del proyecto social cubano.Por eso no es casual la variedad de criterios en torno al artículo 68, el que ha despertado interés al proponer modificar el concepto de matrimonio y conducirlo a la unión entre dos personas.

Innumerables criterios he escuchado acerca de este artículo, tal vez el más controversial. Pero, considero el respeto al amor verdadero lo más importante, que cada cual elija cómo llegar a la felicidad íntima o a su orientación sexual es cuestión personal. Por tanto, no me escandaliza legalizar el matrimonio igualitario.

A mi entender lo más imprescindible es que cada quien asuma su sexualidad antes de formar una familia.Como constituyente también he opinado y les digo consinceridad el debate del artículo es oportuno pero hay temas en el proyecto que definirán el curso de la sociedad en los próximos años y reclaman de análisis en el  texto constitucional.

Debemos enfocarnos además en crear una sociedad mejor, más feliz,tener en cuenta el éxodo de trabajadores estatales hacia el sector privado por baja remuneración, incluir que el trabajo debe constituir más que un deber una obligación,pues los que no aportan están a nuestra vista y hacen daño. La economía por tanto, debe estar en la mira de cada asamblea al igual que el artículo 1,el cual define a la Cuba que construímos.

El deber de cada hombre a decir lo que piensa, y a pensar y a hablar sin hipocresía valen como nunca para llegar al altar de la honradez y la decencia en tiempos necesitados de más corazón y calor humano entre las mujeres y los hombres de todo el planeta.

  • Escrito por Liudmila Peña Herrera
  • Categoría: Comentando
  • Visto: 297

La fortuna de envejecer en armonía

No supo de bailes ni de otros divertimentos más allá de la crianza de sus once hijos. De hecho, vino a conocer el mar después que el tiempo había despintado sus cabellos. Pero no se queja. Cuando vamos a visitarla, mi bisabuela nos recibe con la misma contentura para todos y no se cansa de inquirir por este o por aquel. A ella no se le escapa nadie.

Será que la vida le premia con una vejez tranquila y acompañada, alejada de ofensas y desmanes. En esta época de abandono y soledades, ella posee el privilegio del cariño, aun cuando parece que los afectos están contados.

Hay que ver cómo andan por ahí esos seres tristísimos, cargando soledades por las calles de nuestras ciudades, deambulando sin rumbo fijo, ahogándose en los hedores y el alcohol, sufriendo la humillación de la humanidad.

Otros, no menos desafortunados, van rodando de casa en casa porque ya no pueden sostenerse solos y alguien les hace «el favor» de quedarse con su vivienda y mandarlos a vagar por las de quienes aceptan tenerlos una semana, dos, un mes… ¡Hay tantas maneras de matar de soledad!

No solo agreden la salud de un anciano el maltrato físico y el moral; también lo hacen el irrespeto a sus capacidades, el olvido de sus necesidades higiénicas y de salud, la subvaloración de que, porque son muy viejos, no necesitan calzar y vestir según sus gustos o alimentar el espíritu realizando las labores que les brinden paz y alegría.

Dice una amiga doctora –profundamente sensible y cuidadosa de la más mínima necesidad de sus padres- que antes de juzgar a los hijos, también hay que asomarse al pasado de sus progenitores, porque las soledades que un día hiciste padecer se volverán contra ti cuando más indefenso estés. Y yo creo que es verdad, aunque haya cientos de ejemplos de gente con un sentimiento de amor mayor que el del rencor, y, al final de la vida, hayan sembrado rosas allí donde en su niñez solo encontraron espinas.

Tampoco hay que menospreciar, en esta suerte de cadena generacional, el impacto de los problemas cotidianos en la vida de cada cubano, sobre todo cuando los ancianos dejan de aportar a la economía familiar –incluso en los deberes hogareños, a causa de padecimientos u otras dificultades- y su cuidado y atención se convierten en un problema real que trastorna la organicidad de no pocas familias.

El envejecimiento demográfico, resultado de la combinación de la disminución de la fecundidad, la mortalidad y las migraciones, supone una mirada profunda desde la subjetividad de los individuos que integran nuestro país, pero también tomando en consideración los recursos materiales y los condicionamientos objetivos a los cuales nos enfrentamos diariamente.

Un tema tan determinante como este no puede dejarse solo a la sensibilidad humana: cada actor social debe tomar partido. Por eso, me complace que en esta  provincia desde donde escribo nuestros profesionales de la salud se hayan unido en torno al evento Geronto Holguín 2018, para reflexionar acerca del envejecimiento individual y colectivo, la atención familiar y comunitaria, los cuidados al final de la vida, el uso de medicamentos en el paciente mayor y el rol de los cuidadores.

Para quienes resulte lejana la posibilidad de la ancianidad, van dirigidas, sobre todo, estas reflexiones. No hay que olvidar que el presente es el reflejo del pasado y que mostrar respeto y amor a quienes debemos la vida, es la mejor manera de ganarnos el derecho a una vejez apacible y feliz.

  • Escrito por Roberto Ortiz del Toro
  • Categoría: Comentando
  • Visto: 249

Priorizan planes de siembra de cultivos varios en Holguín

Dada su importancia para  el  incremento de las producciones agropecuarias en función de la alimentación del pueblo, en la provincia de Holguín se priorizan los planes de siembra de cultivos varios.

Estadísticas reveladas por la Delegación provincial del Ministerio de la Agricultura (MINAG), señalan que la siembra de granos, hortalizas, frutas y cítricos ocupan actualmente más de 30 mil 200 hectáreas, cifra que equivale al 57 por ciento de las áreas destinadas a los cultivos varios en el territorio holguinero.

De esa superficie se encuentran  plantadas más de 18 mil hectáreas, que superan en dos mil 500 lo planificado y significa el 116 por ciento de cumplimiento, destacándose como un aspecto positivo el hecho de que todos los grupos de cultivos vencieron sus metas.

Un dato referencial en relación con las viandas arroja como resultado que se dispone, además, de 11 mil 186 hectáreas sembradas de plátanos, cantidad superior en más de 300 hectáreas en comparación con el real alcanzado en el año precedente.

A pesar de lo anterior resulta un hecho negativo que en ese cultivo de alta demanda por parte de la población, incumplan sus respectivos planes de siembra los municipios de Calixto García y Rafael Freyre, Mayarí y Holguín.

Como parte de la prioridad que se concede a los programas de siembra de los cultivos varios, se trabaja con intensidad en la recuperación de los Polos Productivos existentes en el territorio holguinero, en los cuales se cuenta con el 61 por ciento de las áreas cubiertas.

En los casos específicos de los Polos Productivos de Arroyo Seco, municipio de Mayarí, y Beola, en Rafael Freyre, se impulsa la recuperación y el montaje de sistemas de riego para incrementar el rendimiento por área con ese beneficio, y el último mencionado es el que presenta mayores dificultades pues posee más de mil hectáreas vacías.

Este es el panorama que presenta la provincia de Holguín en relación con la siembra de los cultivos varios, una tarea que como señalé al comienzo, recibe la debida prioridad por parte de los productores agropecuarios holguineros, comprometidos a producir más alimentos para el pueblo.