Inicio
Canal Multimedia
Libro de Visitas
Archivo
Usuarios
Mapa del sitio
 
versión español version ingles
Valores y antivalores, de eso se trata
Autor :Ventura Carballido Pupo / Fotografías de: - Publicado: 16/09/2013 03:06:39 PM| 0 Opiniones

 Por estos días de boca en boca incesantemente se habla de valores y por supuesto los antivalores.  Este fenómeno se ve como una desgracia para la sociedad, que no tendrá arreglo según piensan algunos y entonces aparece en escena el llamado rescate de valores a nivel de slogan, con consignas huecas, sin fortaleza en las medidas solucionadoras.  La alta dirección del país sabe que la sociedad no será sustentable con la prosperidad que aspiramos, si no arrancamos de raíz ese negativo entramado.
 
Independientemente de que resulte legítimo y quepa preguntarse dónde están los valores y dónde persisten los desvalores -lo cual tendrá varias respuestas según el cristal con que se mire, ya que algunas serían eminentemente justificativas y otras en verdad críticas pero sin ponerle el "cascabel al gato".  Es indudable reconocer el predominio del desinterés, la indiferencia, la apatía, la desidia, la negligencia, la falta de honradez, y otras conductas negativas que se refugian en la  pérdida de valores y de principios fundamentales que  perturban a una  parte considerable de la sociedad cubana actual y que al parecer los escépticos se inclinan a que son situaciones irreversibles.

Lo esperanzador es que muchas situaciones están Identificadas; y que lo expuesto por el General Presidente Raúl Castro, en la última sesión de la Asamblea Nacional, cuando con claridad enunció diferentes males sociales prevalecientes, proveyó de armas para que los factores llamados a combatir y buscar soluciones no estén con los brazos cruzados. Un fehaciente ejemplo resulta el sistema de enseñanza cubano actual con serios compromisos que para este curso tiene en el centro de sus planes formativos sobre rescate de valores dentro de los diferentes niveles de enseñanza. La escuela, la familia, la influencia de los organismos en la comunidad como los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) y la Asociación de Combatientes de la Revolución (AJRC) bajo la dirección de los núcleos del Partido y el medular papel de los medios de difusión masiva, unidos en esta crucial batallas, con su accionar seguro lograran sustanciales resultados.  La llamada irreversibilidad de las perdidas de valores, quedará como un planteamiento inseguro, infértil y  hueco.

Todos estos factores, y sobre todo la escuela, los padres y la familia tienen que tener claridad, y en consecuencia hacer convicción, que el niño desde que nace, comienza a recibir la influencia de los valores o antivalores que priman en el seno familiar, los que poco a poco se entrelazarán con los de los amigos de la casa, el barrio, la escuela, y los valores instituidos por el Estado, que le llegan a través de los medios de difusión masiva y en el respeto a las normas sociales y jurídicas trasmitidas por parte de los mayores; así como de la escuela, y la misma comunidad en que los valores morales son el resultado de un largo proceso educativo y de influencias diversas, que nos llegan a través del medio familiar.

De lo que se trata, es que dos son las vías a utilizar, y que por demás ya se aplican e incrementarán  paulatinamente: el trabajo profiláctico-educativo para sembrar conciencia en preservar los valores, y las medidas correctivas que los órganos encargados aplicarán ante la presencia de conductas que comprometan los valores ciudadanos.

Será una obligación de los educadores hacer cumplir  estrictamente el reglamento escolar;  los funcionarios publico ante cualquier trasgresión aplicarán la política contravencional u otras medidas de acuerdo a la gravedad de los hechos; los padres si no son capaces de hacer cumplir la disciplina, las reglas de cortesía, la honestidad de sus hijos, le generaran un mal a esos seres queridos.

“El combate contra esas nocivas conductas y hechos debe efectuarse utilizando diversos métodos y vías. La pérdida de valores éticos y el irrespeto a las buenas costumbres puede revertirse mediante la acción concertada de todos los factores sociales, empezando por la familia y la escuela desde las edades tempranas y la promoción de la Cultura, vista en su concepto más abarcador y perdurable, que conduzca a todos a la rectificación consciente de su comportamiento.  Este será, no obstante, un proceso complejo que tomará bastante tiempo.

El delito, las ilegalidades y las contravenciones se enfrentan de manera más sencilla: haciendo cumplir lo establecido en la ley y para ello cualquier Estado, con independencia de la ideología, cuenta con los instrumentos requeridos, ya sea mediante la persuasión o, en última instancia, si resultase necesario, medidas coercitivas”.


.
 

Déjenos su opinion sobre lo que acaba de leer. Le invitamos al debate con nuestra comunidad de lectores
Su nombre:
Email (opcional):
Titulo de su comentario :
 
Su Opinion:
Codigo de Verificación
 

 

Existen 0 Opiniones de otros lectores sobre el mismo tema

 

 

En esta misma seccion: COMENTANDO
 ¿Qué queremos, capitalismo o socialismo?
 El terrorismo no es una imaginación
 La natalidad sigue bajando en Holguín
 La restauración por buenos rumbos
 Proteger el ozono: salvar la vida
 Elegía del lector prudente
 Donar sangre, una cultura en los cubanos
 ¿Reconocer vocaciones o formarlas?
 Trabajar para ser mejores
 Accidentes del tránsito: Peligrosos pero prevenibles
 Un premio a la vida
 Machismo vs felicidad
 Niños por el arte de la ecología y la naturaleza
 Entre el placer y el sufrimiento
 Holguín, ¿la tierra más hermosa?
 Elecciones por Cuba
 Valores y antivalores, de eso se trata
 Para evitar el SIDA
 No a la violencia hacia la mujer
 Licencia por paternidad, un derecho laboral común
 Cuba, muy alto en asuntos de desarrollo y derechos
 Soledad ¿acompañada?
 Alta tecnología para la inversión en Cuba
 Cubanos: más que un gentilicio
 El deber de conocer sus derechos
 Holguín entre las provincias más envejecidas de Cuba
 Jefes de buroes y otros males
 Por turismo llegó a Cuba y se quedó para siempre
 La familia: el mejor lugar
 Lo que quiere Cuba no es la base naval de Guántanamo
 Cuestión de ahorro
 Cuba, Haití, Estados Unidos… y la batalla anticiclónica por la vida
 Vivir sin humo se puede
 Más prevención contra el VIH
 D´Aquí es el rostro de la música holguinera
 Un paso de avance en las relaciones Cuba - Estados Unidos
 De Clara Setkin a Vilma Espín
 Desafíos en el tiempo
 Lactar es amar
 La historia del primero de mayo
 Desafíos ante el cambio climático
 Matthew en mi memoria
 ¿Dónde están las Lucías una vez más?
 Representa un reto para Holguín aumentar la natalidad
 Inicio | HOLGUIN | CUBA | PRIMER PLANO | EDUCACION | DEPORTES | CIENCIA COTIDIANA | SALUD | CULTURA | CIENCIA-TECNICA | COMENTANDO | FOTORREPORTAJE | HISTORIA | TRADICIONES | ENTREVISTAS |  Canal RSSContactos

editor@telecristal.icrt.cu - telf: 423610. /  Tirso Mastrapa Ardite, editor jefe - tirso@telecristal.icrt.cu


Última Actualización: 23/01/2018 01:22:18 PM GMT-05:00
Diseño y Programación: VirtuArte